Descripción

Bubba Kush Autoflowering

Un híbrido que puede presumir de pedigrí, pues es fruto de una Bubba Kush Pre’98 y una White Widow Autoflowering, y está pensado para enamorar a los amantes de las índicas que además busquen rapidez y discreción.

Las semillas de Bubba Kush Auto desarrollan plantas de aspecto índico, de forma redondeada y compacta, tamaño reducido y un aspecto similar al de un arbusto. Una planta que resulta perfecta para aquellos que no quieren llamar la atención de sus vecinos, pues su tamaño es reducido, con una distancia internodal corta y hojas de foliolos anchos.

Aunque Bubba Kush Auto no es la genética más productiva de nuestro catálogo, sus cosechas destacan por su altísimo estándar de calidad, un resultado final pensado para satisfacer las exigencias de los más sibaritas. Una planta de marihuana que desarrolla un cogollo central de tamaño medio muy compacto y denso, y cogollos secundarios en forma de pelota colmados de resina.

El sabor de esta variedad ha enamorado a los paladares más exigentes y se ha convertido en una de sus características más valoradas. Un sabor y aroma complejos, a Kush, pero con un toque muy especial que marca la diferencia: una mezcla de especias, frutas del bosque y marcados toques a petróleo, carburante y limón.

Totalmente relajante, como buena índica, esta variedad ofrece un un efecto potente, sedante, con cierta sensación de felicidad y muy efectiva para la relajación muscular. Ideal para consumir a última hora del día y conciliar un sueño profundo y reparador.

La semilla de cannabis Bubba Kush Auto nació para facilitar la vida a todos aquellos cultivadores que se hayan encaprichado con esta magnífica cepa californiana. Una planta fácil, vigorosa y de floración corta. Es sencilla de cultivar e ideal para principiantes, ya que es muy rápida, resistente y no requiere muchos cuidados. Como buena índica, esta cepa no es golosa, así que no debemos excedernos con la fertilización y respetar las cantidades recomendadas por el fabricante. El único aspecto que debemos tener en cuenta es la humedad, porque los densos y jugosos cogollos tienen que estar correctamente aireados para evitar la aparición de moho y hongos.

Debido a su densidad foliar recomendamos dejar cierto espacio entre plantas. En caso de que sea conveniente realizar una poda para facilitar la penetración de la luz y el aire entre los cogollos, siempre debemos hacerla de un modo limitado, pues el ciclo vital de las autoflorecientes es corto y si nos excedemos la planta no tendrá tiempo de recuperarse.

Este pequeño bellezón es ideal si queremos cultivar en interior en un corto periodo de tiempo y contamos con poco espacio. En exterior, es la opción predilecta de los urbanitas, pues brinda la posibilidad de cultivar discretamente en un balcón, una terraza, una ventana o un jardín. Aconsejamos la utilización de coco añadiendo a la tierra un 30% para mejorar la oxigenación y acelerar los diferentes procesos de metabolización.

SexoAutofloreciente
GenotipoDominancia indica
CruceBubba Kush Pre’98 x White Widow Auto
Ciclo completo de vida70-80 días
Producción en interior400-450 g/m2
Cosecha en exteriorPrincipios de abril / Finales de octubre
Producción en exterior50-150 g/planta
THCAlto
CBD0,5%